Colegio Calasanz | Jorge Comparini
2
archive,paged,author,author-jcomparini,author-2,paged-2,author-paged-2,ajax_fade,page_not_loaded,,side_area_uncovered_from_content,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-14.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive

Author: Jorge Comparini

Me lamentaba por no tener zapatos. Pasando delante de la mezquita de Damasco vi a un hombre sin piernas. Cesé de lamentarme y de murmurar contra la mala suerte. Sa´Di También yo cuando pasé por primera vez frente a la espléndida mezquita de los Omeyas en Damasco,...

Señor, penetra en nuestros oscuros recovecos, donde escondemos secretos que no nos atrevemos a asumir….: el rencor obstinadamente enterrado, la enemistad que arde bajo las cenizas; la amargura por una pérdida no transformada aún en sacrificio: el bienestar privado al cual nos adherimos; el temor...

La vida de familia pierde toda su libertad y belleza cuando se funda sobre el principio “yo te doy tú me das”. Henrik Ibsen ¡Si temes la soledad, no te cases! Anton Chejov Había anotado tiempo atrás estas dos duras consideraciones sobre la familia, probablemente sobre la base de...

Los aduladores son hábiles lectores del pensamiento. Te dicen justo lo que piensas. Thomas B Macaulay Levante la mano quien alguna vez en la vida no se haya dejado encantar por una alabanza o por una apreciación, aunque haya sido exagerado. Y en sentido contrario, ¿quién no...

Le dieron los ojos a un ciego; inmediatamente pidió tener también las cejas. Aforismo georgiano. Durante una cena en casa de unos amigos me presentaron a un señor de Georgia, la república caucásica cuya capital es Tiblis. Me interesan noticias sobre el idioma que se habla, porque...